La Junta de Gobierno Local ha aprobado la adjudicación de obras de cerramiento del Zoobotánico en su fachada oeste a la empresa Alfonso Gutiérrez Romero, por un importe de 48.300 euros, y un plazo de ejecución de dos meses.

El proyecto de obra del nuevo cerramiento del Zoobotánico está destinado a dotar de una mayor disponibilidad de suelo para nuevas instalaciones que deben disponer de superficie suficiente y dar cumplimiento a las medidas de bienestar de los animales en cautividad.

El objetivo es alojar a los animales en condiciones que permiten la satisfacción de sus necesidades biológicas y de conservación, y proporcionar a cada una de las especies un enriquecimiento ambiental de sus instalaciones y recintos para diversificar las pautas de comportamiento que utilizan los animales para interaccionar con su entorno y mejorar su bienestar.

El delegado de Seguridad Ciudadana, Movilidad, Protección y Bienestar Animal, Rubén Pérez, destaca que “el Zoobotánico es un centro de referencia de conservación ex situ de especies salvajes, participando en numerosos programas nacionales y europeos de conservación de especies amenazadas. En el parque se trabaja para conseguir el máximo nivel de confort para los animales que viven en nuestro Zoobotánico, ya que de esta manera se consigue mejorar su supervivencia y, sobre todo, su reproducción, que es el principal objetivo con el que se trabaja”.

“La realización de estas obras nos permitirá disponer de más terreno para ampliar las instalaciones y, por tanto, alcanzar nuestro principal objetivo que no es otro que se conseguir el mayor bienestar para los animales que habitan el parque. Los zoológicos se han convertido en centros de conservación de especies que, en muchos casos, y de manera natural no tendrían garantizada su supervivencia y su continuidad”, señala también el delegado.

Las obras a desarrollar se acometerán en la fachada oeste del zoobotánico y consistirán en la ejecución de un nuevo cerramiento perimetral, ampliando la delimitación del mismo. Se prevé la ejecución de 175 metros lineales de nuevo cerramiento y el desmontaje de 80 metros de cerramiento existente.

El nuevo cerramiento será de similares características al existente y estará compuesto por placas rectangulares de hormigón armado.