El Ayuntamiento prosigue, a través del Servicio de Deportes, con las mejoras programadas en la Pradera del Complejo Chapín. A la renovación de luminarias tipo ‘led’ y a las mejoras del cerramiento de madera de la elipse de tal Pradera se ha sumado la actuación correspondiente a la dotación de señales verticales (postes) que marcan las distancias en el interior de tal elipse que forma el recinto.

De esta manera, los usuarios y usuarias de la Pradera que corren o caminan (marcha atlética y marcha nórdica) en la misma pueden planificar sus entrenamientos en función de tales marcas verticales. Se ha señalizado el circuito en ambos sentidos para que los corredores puedan alternar su paso entre una vuelta y otra. El circuito señalizado es de 1 kilómetro, si bien la elipse concretamente tiene 1.012 metros. Los 12 metros se han dejado como zona de calentamiento y estiramiento. En los próximos días se realizará la nivelación de las zonas que presentan terreno irregular en el contorno de la Pradera al objeto de prevenir lesiones.

La inversión en estos postes delimitadores ha sido de 3.593,35 euros y responde igualmente a una propuesta planteada tanto por los clubes de la ciudad como por corredores y corredoras a título individual para optimizar su rendimiento en su lugar habitual de entrenamientos.